* Pierden clientes o no pueden vender sus productos porque se descomponen

 

Enrique Burgos

 

Coatzacoalcos, Ver., 24 de mayo de 2024.- Por las altas temperaturas, comerciantes de frutas y verduras tienen problemas para conservar sus productos, además de que aumentaron los precios.

Un ejemplo es la papaya que requieren de agua para su cosecha y no logran madurarse, por lo que no llegan a venderse.

Otro es el chayote que se reseca, mientras que en el caso del mango se descompone más rápido por el calor.

“Es el tomate, lo que son las hierbas, las espinacas, cilantro, romanas; en el caso de la fruta pues los mangos siempre rápido se secan, el chayote igual se reseca mucho necesita mucha agua; ahorita la que no es temporada es la papaya porque esa fruta necesita mucha agua y vienen muy verde ya no maduran”, explicó Enrique Domínguez López, locatario del mercado Coatzacoalcos.

El chile es otro producto que ha escaseado, provocando que incremente su precio al público sin importar la variedad.

“En el caso de los chiles si ha tenido una eleva de sus precios por la sequía, si está viniendo un poco caro lo que es el habanero, el morrón, el serrano, el jalapeño, el chile poblano, vienen ya un poco caro a comparación anterior, si ha incrementado un 40 por ciento, casi 50 por ciento más de su costo habitual”, agregó el vendedor.

Ante tal situación, los comerciantes han optado por disminuir la cantidad de producto que compran habitualmente.