EL UNIVERSAL

Ciudad de México, 26 de noviembre de 2023.- Un narcotraficante convicto vinculado al cártel de Sinaloa que trabajaba para uno de los hijos de Joaquín «El Chapo» Guzmán fue asesinado a tiros el jueves por la mañana en un tramo industrial de Willowbrook, en Los Ángeles, según las autoridades y los registros judiciales.

Eduardo Escobedo, de 39 años, alias «El Mago«, fue uno de dos hombres asesinados en el bloque 14200 de Towne Avenue, según funcionarios del forense del condado de Los Ángeles y del Departamento del Sheriff del condado de Los Ángeles. La otra víctima era Guillermo De Los Ángeles Jr, de 47 años, informó el diario Los Angeles Times.

Alrededor de las 8 de la mañana del jueves, los agentes del sheriff respondieron a una zona industrial llena de almacenes, incluyendo un patio de camiones, un almacén de paletas y una iglesia. Escobedo y De Los Ángeles murieron en el lugar de los hechos. Un tercer hombre fue trasladado a un hospital con heridas de bala que no ponían en peligro su vida.

Escobedo, vinculado a Iván Archivaldo Guzmán Salazar, cumplió cuatro años y nueve meses en una prisión federal por conspirar para distribuir más de 10 mil kilos de marihuana y lavar ganancias de la droga, señaló el Times. Fue puesto en libertad en 2018.

Criado en el este de Los Ángeles, Escobedo ascendió hasta convertirse en el principal distribuidor de marihuana en Los Ángeles para Iván Archivaldo. Lavaba las ganancias en parte comprando lujosos coches y enviándolos a Culiacán.

También fue señalado de ordenar la muerte de un traficante rival que fue abatido a tiros en su Bentley en la autopista 101 en 2008. Aunque Escobedo nunca fue procesado por este asesinato, su hermano y otro hombre fueron condenados a cadena perpetua.

El asesinato constituye un nuevo golpe para Los Chapitos, tras la captura, en Zapopan, de Néstor Isidro Pérez Salas, o El Nini, quien fue jefe de seguridad de los hijos del narcotraficante Joaquín El Chapo Guzmán Loera.