* Cumplía una condena de 94 años de cárcel por pornografía infantil y corrupción de menores, misma que denunció la periodista Lydia Cacho

 

milenio.com

Ciudad de México, Ver., 14 de junio del 2024.- El empresario libanés Jean Succar Kuri falleció la tarde de este viernes en la clínica Playa Med de Cancún, Quintana Roo, por una insuficiencia cardiaca digestiva.

Jean Succar Kuri falleció poco antes de la una de la tarde (horario de Quintana Roo), tras estar hospitalizado desde el pasado 6 de junio debido a un cuadro de desnutrición.

¿Quién era Jean Succar Kuri?

Succar Kuri, de 79 años, cumplía una condena de 94 años de cárcel por pornografía infantil y corrupción de menores, que denunció la periodista Lydia Cacho.

Por estos hechos, también se ejerció acción penal y órdenes de aprehensión contra el ex gobernador de Puebla, Mario Marín, actualmente en prisión preventiva; así como al empresario Kamel Nacif, actualmente refugiado en Líbano. Ambos acusados de tortura, delincuencia organizada y pornografía infantil.

El sentenciado estaba recluido desde septiembre del 2023 en el centro de reinserción social de Benito Juárez, tras llegar procedente de un penal federal en Chiapas.

Su hospitalización ocurrió previo a una audiencia para solicitar prisión domiciliaria, precisamente por motivos de salud.

Primero había sido sentenciado a 112 años, y después se redujo su condena 94 años.

Lydia Cacho denunció red de turismo sexual infantil de Jean Succar Kuri

La periodista Lydia Cacho citó en su investigación que el general de la Procuraduría General de la República (PGR), Rafael Macedo de la Concha, investigó a Jean Succar Kuri por ofrecer a niñas vía cibernética para tender una red de turismo sexual infantil.

«La industria de la pornografía infantil, directamente relacionada con el abuso sexual, el secuestro (para fines sexuales) y la explotación infantil, genera ganancias multimillonarioas y, al igual que la del cine pornográfico ya mencionado, se entrelaza cada vez con mayor desenfado con las industrias formales», planeta Lydia Cacho en su libro Los Demonios del Edén (2005).

Información emitida por el Senado de la República a través de su área de comunicación social sostiene que en México son explotados sexualmente entre 80 y 85 mil niñas y niños.

El país ocupa el primer lugar en difusión de pornografía infantil en el mundo, negocio ilícito cuyas ganancias se encuentran por arriba del tráfico de drogas y armas.

Los vínculos con políticos y empresarios

La investigación que realizó Lydia Cacho reveló también personajes del círculo más cercano de Jean Succar Kuri, quienes además de ser cómplices de su red de explotación sexual infantil, también ocupaban cargos relevantes dentro de la política mexicana o del mundo empresarial, como fue el caso del empresario Kamel Nacif y el entonces gobernador de Puebla, Mario Marín.

En represalia por su trabajo periodístico, Lydia Cacho fue detenida en Quintana Roo y trasladada hasta Puebla por el supuesto delito de difamación. No obstante, en el camino la también activista fue víctima de maltrato, torturas y violencia sexual.