* Gascón recibió el reconocimiento a interpretación femenina por su trabajo en «Emilia Pérez»

 

EL UNIVERSAL

 

Un grupo de seis organizaciones francesas contra la homofobia presentó una demanda contra la dirigente ultraderechista Marion Maréchal por decir que el Festival de Cannes dio su premio de interpretación femenina a «un hombre», refiriéndose a la actriz trans Karla Sofía Gascón.

Gascón recibió junto a sus compañeras, Zoe Saldaña, Selena Gomez y Adriana Paz, el pasado sábado el premio de interpretación femenina del festival por su trabajo en la película «Emilia Pérez», en la que interpreta a un narco.

La española hizo historia como la primera intérprete trans en ganar un premio en este certamen, considerado como el más importante de la industria cinematográfica a nivel mundial.

https://www.instagram.com/p/C7cnVyKAZo3/?utm_source=ig_web_copy_link

«Es un hombre quien ha recibido el premio de interpretación femenina», escribió Maréchal el domingo en X, en un mensaje en el que insistió en que «el progreso para la izquierda es borrar a las mujeres y a las madres».

Entrevistada hoy en el canal público France 2, la líder francesa insistió en que «decir todo el día un hombre es una mujer y una mujer es un hombre no lo convierte en verdad», y recalcó que «se nos impone creer una mentira», incluso si el entrevistador le advirtió de que su posición podía considerarse como transfobia.

Maréchal, de 34 años y sobrina de Marine Le Pen, dejó el partido de esta última, la Agrupación Nacional, y es ahora la número dos de otra formación llamada Reconquista, con la que aspira conseguir un escaño en las elecciones al Parlamento Europeo del próximo 9 de junio.

«Hemos presentado una querella contra Marion Maréchal Le Pen por haber infringido las leyes de la República al promover el odio y la discriminación», señalaron las seis organizaciones en un comunicado conjunto publicado este lunes.

Añadieron que «estos comportamientos ilegales refuerzan el clima de violencia en el que viven las personas LGTB+ en Francia», ya que desde 2016 los hechos violentos contra esta comunidad «han explotado un 129 %, y el aumento más fuerte afecta a las personas transgénero».

«Estamos más decididos que nunca a protegerlas», aseguró el comunicado.