excelsior.com

Tras realizar un patrullaje a lo largo de toda la costa de Texas, Estados Unidos, incluida la parte colindante con Tamaulipas, México, los llamados Texas Game Wardens, que son oficiales del Departamento de Parques y Vida Silvestre del Estado, recuperaron en una semana, 336 tortugas marinas vivas y 104 muertas.

Los ejemplares, la mayoría de tortuga Golfina (Lepidochelys olivacea), sufrieron aturdimiento por frío, ante la presencia de sistemas frontales impulsados por una masa de aire ártico, que mantuvo la región con temperaturas por debajo de los cero grados centígrados.

tortugas congeladas

QUEDARON ATURDIDAS POR EL INTENSO FRÍO

En redes sociales, los guardaparques del Texas Parks and Wildlife Department, explicaron que el aturdimiento por frío es un fenómeno que experimentan las tortugas marinas al registrar una temperatura corporal baja, lo que provoca que tengan una actividad reducida debido al agua fría.

«Esto debilita a las tortugas e incapacita para nadar, dejándolas vulnerables a los depredadores y otras amenazas», detallaron.

Regularmente los Texas Game Wardens llevan a los ejemplares rescatados al Centro Nacional de Tortugas Costeras de la Isla del Padre, donde las registran y resguardan de manera temporal, para después regresarlas al mar, cuando las condiciones climatológicas mejoran.

 

tortuga cogelada