* Concentran a inspectores de este sector en Xalapa y los ponen a disposición de Recursos Humanos

* Argumentan reestructuración y reingeniería administrativa en la dependencia, cuando sus plazas son ocupadas por familiares y amigos del nuevo coordinador del área

 

Irineo Pérez Melo

Xalapa, Ver., 21 de febrero del 2024.- Con el argumento de que se efectúa una reestructuración y/o reingeniería administrativa en la Dirección General de Ganadería de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario, Pesca y Alimentación (Sedarpa), trabajadores que fungían como inspectores de ganadería de base fueron concentrados en la ciudad de Xalapa y puestos a disposición de Recursos Humanos para que les den  nuevas órdenes de trabajo.

Lo anterior fue denunciado por Acdmer Antonio Galicia Campos, secretario general del Sindicato de Empleados del Poder Ejecutivo de Veracruz (SEPEV), quien dijo que con esta situación irregular se está atentando contra la estabilidad laboral de estos empleados, pues muchos de ellos cuentan con más de 30 años de servicio y sin mediar ninguna explicación de manera indebida e inconstitucional pretenden modificar sus esquemas de trabajo.

El dirigente sindical expuso que tan solo de su organización sindical son nueve los agremiados que fueron concentrados por órdenes de Luis Alberto Montes Huidobro, coordinador de Ganadería de la citada dependencia, considerando esta medida atentatoria a sus derechos laborales y humanos.

Explicó que el argumento es totalmente falso y es una ocurrencia del citado funcionario para desplazar a estos trabajadores, que están debidamente capacitados, para colocar a familiares y amigos en las plazas que quedarán “vacantes”, lo grave es que quienes los sustituirán carecen de los conocimientos y experiencia para desarrollar las actividades encomendadas.

Citó el caso de dos inspectores ya designados en la zona sur del estado, en donde la actividad la vienen desarrollando sus esposas, mientras que familiares (primos) de Montes Huidobro los tiene en la zona norte y a sus vecinos en la zona centro, “volviendo a la Dirección General de Ganadería en un proyecto de familia, pero nada más del coordinador y los supervisores y sus esposas”, advirtió.

“Desgraciadamente esto lo sabe el director general de Ganadería y se lo hicimos ver con anticipación que íbamos a un fracaso, que sí teníamos este tipo de personal dentro de la función, pero como es recomendado del subsecretario Humberto Amador Zaragoza, no hay poder humano que los haga entender que los que van a perjudicar y los que van a salir perjudicados es el estado de Veracruz en su estatus zoosanitario”, añadió.

Es por ello que hace pública esta irregularidad y pidió la intervención del gobernador Cuitláhuac García Jiménez, para que tome cartas en el asunto y evite se deprede aún más a la entidad veracruzana con acciones ocurrentes que dañan la imagen, pero sobre todo el estatus zoosanitario que tiene el estado en esta materia, dijo por último.