• Ignacio Ovalle fue mentor de AMLO, y por esa vieja amistad lo invitó a diseñar y dirigir la SEGALMEX… Santiago Nieto lo vigila

5El gran rescate de Ignacio Ovalle Fernández que hizo AMLO, ha sido una gran decepción al tabasqueño.

El pagar facturas de viejas amistades a veces no es muy buena compañera, como no lo ha sido para AMLO el poner su confianza en un hombre que creyó hábil y su mejor carta para resolver los problemas torales del campo como lo es la distribución, comercialización y aseguramiento de los productos agrícolas con justicia social, tanto para productores como para consumidores.

Y es que desde el diseño mismo de Seguridad Alimentaria Mexicana (SEGALMEX), Ovalle le llenó las manos de poder a varios de sus principales colaboradores como René Gavira. Desde el tiempo en que se diseñaba la nueva estructura e ingeniería de organización de SEGALMEX, ya se vislumbraba de qué pie cojearía esa súper dependencia y hacia qué rumbo se enfilaría, tal y como le sucedió a la CONASUPO, que en estricto sentido no manejó Ignacio Ovalle sino Raúl Salinas de Gortario, hermano del Presidente Carlos Salinas.

Hoy, después de darse a conocer serias ineficiencias y presuntos actos de corrupción en el almacenamiento de granos y su comercialización, en las adquisiciones y en contratos, así como en el uso y destino de los recursos públicos, a AMLO no le quedó más remedio que ponerle un policía para que investigara los pasos de Ignacio Ovalle y sus colaboradores.

Es así que la Unidad de Inteligencia Financiera, a cargo de Santiago Nieto Castillo, no se demoró mucho en poner en tinta y papel lo que pasaba al interior de la dependencia que AMLO le confió a su amigo y mentor, Ignacio Ovalle.

La admiración, el respeto y la lealtad que AMLO le tenía -y quizá aún le tiene- a Ignacio Ovalle, proviene de la siguiente historia simplificada:

  1. Ignacio Ovalle Fernández fue el primer jefe que tuvo AMLO en el Instituto Nacional Indigenista (INI).
  2. En ese entonces, en el IFE de Tabasco, el segundo de abordo era el actual director de la Financiara Nacional de Desarrollo, Baldemar Hernández Márquez.
  3. Ovalle fue el mentor de AMLO con Carlos Salinas de Gortari.
  4. Fue quien propuso a AMLO ante la Directora General del INCO, Clara Jusidman, luego del rompimiento de AMLO con el PRI, tras haber renunciado a la presidencia del Comité Directivo Estatal del PRI en Tabasco y quemar públicamente la bandera del tricolor.
  5. Posteriormente, él apoyó a AMLO para que se reuniera con Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano, desde donde se enfiló hacia la dirigencia nacional del PRD.
  6. Luego de estar retirado y de afiliarse al Partido Movimiento Ciudadano, AMLO lo rescató a MORENA y lo invitó a diseñar y crear SEGALMEX, por la supuesta experiencia que había adquirido en CONASUPO. Sin embargo, de esto poco quizá sabía puesto que fue voz pública que quien manejó esa dependencia fue Raúl Salinas de Gortari.

A la fecha nadie sabe en qué parará o hasta dónde hurgará la Unidad de Inteligencia Financiera, pero es muy probable que Ignacio Ovalle salga tan raspado que a AMLO no le quedará más remedio que darle las gracias por sus servicios y quizá la gran amistad lo libre de caer en las manos de la justicia.

El librito no escrito de la política no falla, pocas veces los grandes amigos de la juventud responderán en las mismas circunstancias al cabo de los años.