GOLPE POLÍTICO

Samantha Ortega Pérez

Xalapa, Ver., 11 de enero de 2010.- A pesar de que en las dos primeras generaciones de la Policía Municipal de Xalapa había poca convocatoria, se ha ido logrando que los ciudadanos vuelvan ha confiar y con ello opten por integrarse a esta nueva generación que ofrece una buena oportunidad laboral.

En una entrevista, el director de Seguridad Ciudadana y Tránsito Municipal, Francisco Felipe Villa Campa, dio a conocer que a inicio del 2019 existían solo 65 elementos, posteriormente se integraron dos academias más, dejando un total de 198 policías al cierre del año, y actualmente son 192 los aspirantes a convertirse en un policía de proximidad.

«Yo ahorita estoy muy entusiasmado ya que en febrero del año pasado que yo llegué, había una corporación de 65 elementos; al final del año terminamos con 198, un buen crecimiento. Sin embargo el proceso de convocatoria ha cobrado fuerza. No tenían confianza los ciudadanos en la Policía Municipal; no pensaban que fuera un proyecto que fuera a crecer», añadió Villa Campa.

Explicó que estos 192 interesados aún deben pasar por dos filtros: en el Centro de Control y Confianza (C3) del estado, y posteriormente acudir al Centro de Estudios e Investigación en Seguridad (CEIS), donde deberán capacitarse y pasar diferentes pruebas, por lo que aproximadamente un 20 por ciento se queda en este camino.

No obstante, señaló que la corporación no busca perfiles «fuera de este planeta», sino a ciudadanos que estén interesados en servir a la gente, personas como ellos, con inquietudes y necesidades propias de un xalapeño, por lo que confío en que serán casi la mayoría de estos interesados los que cumplan con los controles de confianza.

Asimismo, destacó que esta cifra indica que para el segundo semestre del 2020, se podría estar cerrando con 250 policías municipales, cosa que además de ser buena para Xalapa, lo es para los elementos, ya que esto representa un trabajo estable que además de preocuparse por el elemento, lo hace por sus familias, involucrándolas en los programas que se ofrecen.

«Muchos optan por la carrera de servicio cuando no encuentran otras opciones, pero eso se tiene que cambiar dándoles mejores posibilidades, estabilidad laboral, un sueldo competitivo, la posibilidad de que puedan estudiar; darlo una mayor capacitación al elemento, pero no nada más incluir al elemento, sino también a su familia. Ahorita tenemos un programa que se llama «Te mido, te peso y te bajo» con el cual vamos a incluir también a la familia».

Dijo que con esto se fortalecen las familias y de la misma forma a los policías, y a la sociedad en general, ya que la certeza de que, aunque ellos se encuentren cumpliendo con su labor, sus familias estarán bien, les hace trabajar mejor y dar no sólo el 100, sino el 200 por ciento.

Para finalizar, recordó que su prioridad en este momento es recobrar la confianza de los ciudadanos en esta corporación, por lo que los elementos se encuentran visitando los cuadrantes de la ciudad para presentarse e integrarse con las redes vecinales y de esa forma fortalecer la prevención del delito.