La Rectora de la UV igual a la Chimoltrufia: «como dice una cosa, dice otra». Doña Sara Ladrón reculó en el tema de acoso sexual a las estudiantes. En lugar de amarrar su lengua, culpa a los medios de comunicación de sus barrabasadas.