A otro que le encanta hacer el ridículo es al senador panista Julen Rementería del Puerto. Según él trabaja mucho y ya anda promocionando su informe de actividades. «Pitufo» de doble moral, pues en sus eventos no ve derroche ni fanfarronería