Las Fuerzas Armadas son como el ángel de la guarda del país. Están para toda contingencia y en toda encomienda en la que se comprometen, logran resultados exitosos. Ahora, el molino de viento contra el que hay que luchar viene del mar y se llama sargazo; un alga que está cubriendo las playas del Caribe mexicano a una velocidad sorprendente. Con la participación de un buque de aprovisionamiento logístico, otro de investigación, un helicóptero y la colocación de barreras de contención, la Semar inició un operativo para controlar el sargazo en costas de Quintana Roo. En tierra, los elementos de la Armada de México recolectan el sargazo que se ha acumulado por las barreras tendidas sobre la línea de costa. José Rafael Ojeda Durán, secretario de la Marina, es fiel a su misión: salvaguardar al territorio nacional. No los dejemos solos….Se detalla en “Frentes Políticos” de Excelsior.