Mucho interés de doña Sara Ladrona, perdón, Ladrón de Guevara en reformar la Ley Orgánica de la Universidad Veracruzana; seguramente hay «gato» encerrado y es plan con maña, pues la «ñora» es tirana, oportunista y ventajosa. Pronto desmenuzaremos la dichosa iniciativa de la Rectora.