GOLPE POLÍTICO

¿Crees que rentar un departamento es desperdiciar tu tiempo y tu dinero? Es posible que te estés planteando la compra de una casa, pero no tengas claro cuándo es el mejor momento para dar el paso. La época del año, tu disponibilidad para buscar vivienda, tus asesores inmobiliarios o tus necesidades determinarán cuándo es ese momento.

En el proceso de empezar a buscar casa, son muchas las cuestiones que debes tener en cuenta, por lo que aquí te damos unas indicaciones para que sepas qué tienes que buscar.

Ten un asesor inmobiliario de confianza

Antes de empezar a buscar departamentos por la ciudad, es fundamental hacerse con un asesor inmobiliario. Un especialista en inmuebles es una persona de confianza que te acompañará en todo el proceso de búsqueda de casas en venta, se encargará de enseñarte las cosas más adecuadas a tus necesidades y te prestará su tiempo para que encuentres la mejor vivienda. En este sentido, los asesores inmobiliarios de Tu Cantón están revolucionando el mercado mexicano, gracias a su experiencia, su profesionalidad y su atención personalizada.

En un contexto en el que el cliente está cansado del trato, los largos tiempos de espera y la poca oferta de inmuebles, la experiencia como asesor inmobiliario de Tu Cantón es perfecta para cada cliente, con la oferta inmobiliaria más amplia del país y las mejores opciones de presupuesto.

Compra de casas a medida de cada presupuesto

Otro de los grandes condicionantes para la compra de casas es el presupuesto de cada cliente, y es que cada persona está buscando inmuebles que se ajusten a sus necesidades presupuestarias. Antes de empezar a buscar una casa, es fundamental ser consciente de ese máximo monetario y ajustarse a él. Para ello, es esencial comunicarle al asesor inmobiliario el presupuesto del que se dispone.

Este condicionante determinará los barrios a los que se optan, las viviendas por metro cuadrado y las opciones que, en definitiva, habrá disponibles.

Búsqueda de inmuebles según cada persona

Más allá de las necesidades de cada persona con respecto a las condiciones de la casa, si se trata de una vivienda nueva, de segunda mano o a reformar, así como los metros con los que cuenta o la orientación, las cuestiones que pueden cambiar comprando en un momento u otro del año son pocas. Al mismo tiempo, la edad no es un factor de importancia a la hora de hacerse con una casa propia, a excepción de las condiciones de la entidad bancaria.

En cuanto al presupuesto, lo aconsejable es que la hipoteca suponga solo una tercera parte de los ingresos mensuales, ya que un importe superior haría más complicado completar su pago. Por otro lado, en cuanto a sus dimensiones, la vivienda debería contar con una habitación más que las personas que van a habitar en ella. Es una recomendación habitual por cuestiones de espacio o de familias que se amplían.

En cualquier caso, lo fundamental es saber el presupuesto disponible para hacerse con la hipoteca, así como los gustos que tiene cada uno. Comprar una casa es un paso fundamental en la vida de cada uno y debe hacerse con cautela y con la mejor ayuda posible, especialmente por parte de un asesor inmobiliario.