GOLPE POLÍTICO

Xalapa, Ver., 14 de abril de 2019.- El arzobispo de Xalapa, Hipólito Reyes, recordó que la conmemoración del Domingo de Ramos significa la celebración de la gloria de Jesucristo a su arribo a Jerusalén, pero también un recordatorio del dolor y la Pasión de Cristo.

Durante la homilía dominical recordó que el hijo de Dios hecho hombre cumplió con la misión de su padre sin quejarse, por lo cual invitó a la feligresía a seguir su ejemplo y cargar la cruz que a cada quien le toca.

“Empieza con una entrada triunfal y se vuelve sobria y dolorosa con las lecturas de la liturgia que presentan el drama de la pasión y la cruz; todos nosotros estamos invitados a seguir el ejemplo de la pasión de Jesús, a cargar la cruz todos los días en nuestras propias vidas, al sufrimiento que nos viene por distintas causas, integrarlo al proceso de salvación”, manifestó.

En este sentido llamó a los fieles católicos a que la oración y la reflexión sea un instrumento para acercarse a Dios y con ello poder vivir acorde a su ejemplo en el marco de la Semana Santa, la cual dio inicio hoy con la bendición de ramos.