mediotiempo.com

Estadio Olímpico Universitario –

Después de dos finales perdidas, una eliminación en Cuartos y otra en Conchampions, Pumas al fin pudo vengarse y quitarse la paternidad de Tigres en Liguilla, al derrotarlo 3-1 en el Ciudad Universitaria, 4-3 en el global, para así avanzar a Semifinales del Apertura 2018.

Así, Universidad Nacional volverá a la antesala de la Final luego de tres años, toda vez que la última fue en el Apertura 2015, torneo en el que precisamente llegó a la disputa por el título y perdió con los de la UANL.

En un torneo en el que Pumas también se quitó rachas como la de no ganar después de 36 años en Guadalajara a Chivas tanto en liga como Copa, también pudo con unos Tigres que los habían hecho sus clientes, toda vez que les ganaron la Final de la Temporada 1977-1978, la del Apertura 2015, además que los eliminó en Cuartos del Apertura 2016 y en Cuartos de la Concachampions 2016-2017.

Obligado a buscar la victoria, Pumas había tenido una impotante de gol en el primer tiempo con Víctor Malcorra, quien habilitado como lateral izquierdo en lugar de Alan Mendoza, llegó solo al área y disparó pero su intento fue directo al cuerpo de Nahuel Guzmán.

Tigres también tuvo dos claras, una con Eduardo Vargas y otra con Gignac, pero ambos erraron sus disparos muy cerca de la portería. Fue hasta la parte complementaria que el partido se encendió por completo y cayeron tres goles en un lapso de siete minutos.

Primero, en un cobro de tiro libre, Malcorra puso un gran centro para que apareciera el goleador Carlos González y rematara con la cabeza al 52′ para el 1-0 de los locales.

La tensión en el Olímpico Universitario se convirtió en júbilo, pero las emociones viajaron como en una montaña rusa porque apenas dos minutos después, la suerte le volvió a sonreír a Tigres, tal cual pasó con el gol de Javier Aquino en la ida, porque tras un disparo de larga distancia de Rafael Carioca, la pelota pegó en el travesaño y le rebotó en la espalda a Saldivar para meterse a la portería.

Pero aunque la señora fortuna le volvió a sonreír a los felinos del norte, esta vez los Pumas no dejaron que el destino se escribiera por una casualidad, porque al 59′, otra vez un gran centro de Malcorra fue aprovechado por Felipe Mora para con otro cabezazo, meter el 2-1.

A partir de ese momento, los papeles cambiaron y obligados a anotar los Tigres se fueron al frente; para ello, David Patiño decidió sacar a Mora, para meter a Alan Mendoza en el centro del campo, también aprovechando que había sacado a David Cabrera para meter a Matías Alustiza en el ataque.

Al Tuca no le quedó de otra más que quemar todas su naves y meter a Enner Valencia además de a Ismael Sosa, pero no le fue suficiente, sino por el contrario, Pumas encontró el tercero ya en tiempo agregado, gracias a que Tigres estaba volcado al frente y en un contragolpe, Carlos González se quitó a Nahuel Guzmán, para cederle a Matías Alustiza quien definió a placer con portería abierta.

Pumas espera rival en Semifinales que en caso de avanzar América habría Clásico en la Ciudad de México, mientras que de quedar eliminadas las Águilas, irían contra Rayados.