* Se convierte en la primera mexicana en ganar una presea mundial; fue de bronce, con lo que apaga severas críticas de sus detractores por su aspecto físico

Crónica

Alexa Moreno, quien en los  Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016 fue duramente criticada por aspecto físico y la llamaron “gorda”, ayer pasó a la historia al convertirse en la primera mexicana en ganar una medalla de bronce en el Campeonato Mundial de Gimnasia Artística que se desarrolla en Doha, Qatar.

La mexicalense de 24 años de edad compartió el podio de premiación de la prueba de salto de caballo con la estadunidense y múltiple medallista olímpica Simone Biles (oro) y la canadiense, Shallon Olsen (plata)

Alexa culminó en el tercer peldaño con 14.508 puntos, superada por Biles, con 15.366 y  Olsen con 14.516. Alexa se convirtió en la primera gimnasta mexicana en lograr una presea mundialista y se quedó a ocho milésimas de la plata. Con su desempeño calló las voces que la hicieron sentir mal en el pasado.

Hace dos años Moreno estuvo en el centro de las críticas y  burlas en las redes sociales por su peso, tras competir en los Juegos Olímpicos de Río en 2016, al no tener un físico que está en el estándar de las gimnastas, sin embargo aunque Alexa confesó posteriormente que le dolió, no hizo caso y siguió en el deporte que le apasiona, confiando en su capacidad y talento.

Esa aptitud la llevó a estar al nivel competitivo de las mejores del mundo como Simone Biles, quien en los Juegos Olímpicos de Río 2016 se colgó cuatro preseas de oro (piso, salto de caballo, all-around individual y all-around por equipos), y ayer como reina de la gimnasia artística, logró su decimotercer oro mundial, estableciendo un nuevo récord de preseas doradas.

En la cita olímpica de Río, Alexa Moreno terminó en el all-around individual en el lugar 31 (de 59 competidoras que concluyeron la competencia) con 59.866 puntos. Su actuación pasó a segundo plano para algunos usuarios de redes sociales, quienes le criticaron su aspecto físico e incluso en algunos “memes” la compararon con doña “Lucha”, que identifica a una cadena de tienda comercial.

Era obvio que Alexa se sintiera fatal, y manifestó posteriormente a la BBC que incluso llegó a pensar que en realidad no se veía bien, pero después concluyó que esas personas que la juzgaban ni siquiera la conocían. Su hermana le pidió no revisar las redes sociales, sin embargo, le fue imposible pues cientos de comentarios atiborraron sus cuentas. Era la primera vez que recibía tantos comentarios negativos sobre su físico.  “En un punto llegué a creer que de veras no me veía tan bien. Pero luego pensé que los que hablaban así no me conocen”, concluyó.

Por eso ayer tras conseguir su medalla de bronce en el salto de caballo en Doha, Moreno se manifestó en breve: “Muchas gracias por estar siguiendo nuestra competencia, gracias por el apoyo que han mostrado, estoy muy  agradecida”.

En su tercer mundial logra podio

Alexa Moreno nació Mexicali, Baja California, tiene actualmente24 años y estudia la carrera de arquitectura.

Participó en dos Juegos Centroamericanos, en los que obtuvo la medalla de oro en Mayagüez 2010 y en Veracruz 2014.

En Pacific Rim 2010, competencia que junta a las gimnastas de países de la Alianza del Pacífico, en Melbourne, consiguió su primera medalla internacional, fue de bronce.

En la Copa Mundial de Tokio 2011, su primer año como senior, Alexa clasificó a la final de salto de caballo. Promedio 14.733  y culminó en el séptimo puesto.

En 2012, participó en la Copa Mundial, en donde se adjudicó la medalla de plata en salto de caballo 14.412. El oro fue para la china Cheng Fei.

En la Challenger Cup en Bélgica 2012, se coronó en salto de caballo con un total de 14.512 puntos y superó a la suiza Giulia Steingruber, que con 13.825 unidades obtuvo plata.

En el Campeonato Mundial Nanjing 2014, una mala ejecución la relegó al séptimo lugar de ocho competidoras.

En el Campeonato  Mundial Glasgow 2015, también finalizó séptima en la final de salto de caballo con 14.666 puntos.

En el Campeonato Mundial de Doha 2018, consiguió la primera medalla para México en un mundial, al quedarse con el bronce en salto de caballo con 14.508 puntos.