• El subsecretario de Desarrollo Social y Humano de Sedesol, Arturo Osornio Sánchez, conminó al funcionario a redoblar esfuerzos para beneficio de los mexicanos más vulnerables

 Golpe Político

 Ciudad de México a 14 de febrero de 2018.- El director general de Diconsa, Orlando Olguín Miranda, aceptó la responsabilidad de atender con cabalidad la instrucción del presidente Enrique Peña Nieto y del secretario de Desarrollo Social, Eviel Pérez Magaña, de llegar a todos los rincones del país donde no se tiene acceso a la canasta básica y productos complementarios de primera necesidad.

El acto de toma de posesión estuvo encabezado por el subsecretario de Desarrollo Social y Humano de Sedesol, Arturo Osornio Sánchez, quien conminó a Olguín Miranda a redoblar esfuerzos en beneficio de los mexicanos en situación de vulnerabilidad, y se refirió a él “como un profesional que se ha hecho en Diconsa y que el Presidente le reconoce su desempeño en esta institución”.

El director general de Diconsa se comprometió, por su parte, a tomar el encargo con profesionalismo y responsabilidad. “Trabajaré conjuntamente con el personal para fortalecer a esta empresa y llevar el abasto a los lugares más apartados y vulnerables del país, donde se requiere de nuestra presencia”, enfatizó.

Cabe destacar que los Consejos Comunitarios de Abasto (CCA), pilares en la operación del Programa de Abasto Rural, con el que Diconsa llega a más de 29 mil localidades en el país, brindaron su total apoyo al nuevo titular, lo mismo que los miembros del Sindicato Nacional de Trabajadores, con cuyo respaldo se buscará coadyuvar en el combate a la pobreza alimentaria y acortar las brechas de desigualdad.   

Orlando Alfonso Olguín Miranda fungió como director de Administración y Recursos Humanos en Diconsa, donde previamente había ejercido el cargo como director de Operaciones. También se desempeñó como director de Situación Patrimonial en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal.

Cabe destacar que Diconsa es la red de abasto más grande de Latinoamérica con 27 mil tiendas comunitarias, más de 300 almacenes centrales y rurales, 4 almacenes graneleros y una flota vehicular  de más de 4 mil vehículos que le permite llegar a las poblaciones más alejadas del territorio nacional.

Actualmente, suministra la canasta básica y otros productos complementarios a 15 millones de personas a nivel nacional, es decir, 4 millones de familias.

Además, se ha convertido en una herramienta principal del Gobierno de la República para llevar alimento a poblaciones afectadas ante situaciones de emergencia por la presencia de fenómenos naturales.