Ya se había visto en la imagen. Él rodeado de los 12 gobernadores del PAN. La foto iba a ser la prueba de que había unidad en el partido tras la ruidosa salida de Margarita Zavala. Sin embargo, la historia no se pudo contar como se planeó, pues nos dicen que no todos los mandatarios acudieron el pasado lunes a la convocatoria emitida por el dirigente Ricardo Anaya. Al llamado del jefe —y para algunos el dueño— del partido, solo participaron en un encuentro en la CDMX los gobernadores de Baja California, Francisco Vega; de Guanajuato, Miguel Márquez, y de Veracruz, el aliancista Miguel Ángel Yunes. Dos azules puros y un aliancista. Desde luego, nos explican, la convocatoria no fue ex profeso para tomarse la foto, sin embargo, algunos gobernadores tuvieron mejor olfato que otros. Panistas nos dicen que quien sepa leer señales algo le dirá el hecho de que sólo tres de 12 gobernadores —10 panistas y dos aliancistas— acudieron al llamado del líder. Matemática pura aplicada a la política. Se lee en “Bajo Reserva” de El Universal.