La familia camina  de acuerdo. En Emiliano Zapata no tienen para cuando terminar  las tropelías del alcalde y sus consanguíneos, ya que la flamante primera dama del DIF municipal María Aracely Barradas Palmeros, también le entra al juego. Dándose tiempo para todo, para atender tan importante organismo municipal, para dar clases en dos jardines de niños uno en la mañana y otro por la tarde, casi no duerme la pobrecita. En el Jardín de Niños Julia Huerta de Leyva  “atiende”  su plaza por las mañanas y en el turno vespertino del  plantel preescolar “Juan Escutia”, cuya clave es 30DJN1478R,  de la comunidad “El Aguaje”, también “trabaja”.

Lo curioso es que de igual forma se da tiempo para atender el  DIF municipal, donde debe tener mucho trabajo dado la irresponsabilidad de su esposo el alcalde Daniel Olmos, al dejar en el olvido a un gran sector de la población. Los padres de familia de dichos jardines ya están cansados de tantas arbitrariedades y aun cuando ya han metido sendos  oficios a la Secretaría de Educación de Veracruz, es hora que no los atienden. De manera constante los padres de familia se quejan de las amenazas que les profiere el edil, al patronato de los padres de familia los ha encarado intimidándolos con sus guaruras presumiéndoles que las autoridades le hacen lo que el viento a Juárez. ¿No que ya venía el gobierno del cambio? Por lo que se aprecia en la  SEV se hacen de la vista gorda o es realidad lo que presume Danielito, cuando grita que hasta en esa dependencia le  temen. Los que conocen a esta dama argumentan que la mesada que se embolsa es cercana a los 100 mil pesos, claro en los planteles escolares dicen es como “aviadora”. Qué bonito descaro.