Buenos días, para todos que aquellos lean estas humildes líneas y espero que sean publicadas, deseándoles una Feliz Navidad y Prospero Año Nuevo.

 

Estas líneas son para todos los lectores que comparten mi opinión sobre la situación financiera que atraviesa el estado, la cual nos afecta a nosotros como trabajadores del Poder Ejecutivo, en mi caso pertenezco a una dependencia con una antigüedad de 16 años, los cuales jamás se había visto una situación como la que estamos pasando, ni en la crisis de aquel fatídico diciembre negro en la década de los 90s, es triste ver como los compañeros para estas fechas no hemos podido ni tocar nuestro aguinaldo que por ley nos corresponde, más algunas otras partidas que por años hemos obtenido gracias a los logros sindicales y las negociaciones que la base trabajadora ha hecho y logrado valga la redundancia. Sindicatos que hoy en día son solo paleros y que obedecen órdenes para que ellos mismos sigan teniendo comodidades y privilegios que sobresalen de sus agremiados.

El gobierno actual, a 20 días no ha podido con el paquete. No se trata de hacer señalamientos directos, todos sabemos quiénes son los culpables del quebranto financiero ya decir sus nombres a veces hasta da un poco de nauseas, puesto que estas personas gozarán esta Navidad en sus acaudaladas propiedades donde pasarán una noche caliente con una estupenda cena y con regalos, mientras la verdadera gente que trabaja a 4 días de Navidad no tiene ni la menor idea de lo que pasara mañana ya pensar en Navidad es un lujo.

Y sumado que muchos de esos que se hicieron ricos durante 6 o 12 años sigan en las dependencias ya no con sus puestos de funcionarios pero ahora como operativos cobrando lo mismo o casi lo mismo que cuando eran funcionarios, donde solo están esperando su jugoso aguinaldo desde un escritorio maltratado pero con un jugoso sueldo con aguinaldo de primera categoría. ¿Dónde está la austeridad? ¿Dónde está el ahorro que necesita nuestro Estado?  Tendrán realmente conciencia estas personas para poder ir a disque trabajar y cobrar quincena tras quincena tanto dinero mientras los demás compañeros apenas les alcanza.

Madres y padres de familia tienen que andar haciendo magia con el sueldo para que les alcance, la mayoría de la gente tenía planes de pagos con su sueldo el pasado 15 de diciembre lo que contrajo a que muchos no cumplieran con ellos.

Realmente están orillando a que tomemos medidas más estrictas sin tomar en cuenta a esos dichosos sindicatos que solo velan por intereses que no tienen nada que ver con la base trabajadora, comprendemos la situación financiera del Estado, pero no es culpa de los que verdaderamente trabajamos día a día, el sueldo de los trabajadores no se toca, no es supuesto es una realidad y verdad que el sueldo del personal de todas las dependencias cualquier tipo de contratación está presupuestado hasta el último día del año… Los responsables están libres y seguro que esta Navidad pasarán con sus familias en el extranjero o en lujosas propiedades.

¿Compañeros que vamos hacer?  Tendremos que actuar como los trabajadores de RTV, culpar a alguien es sencillo, podría decir nombres o señalar personas como otros lo han hecho pero eso no soluciona nada. La administración anterior se llevó todo literalmente y esta entrante finge no saber nada, seguramente ellos trabajarán meses sin cobrar un solo centavo, ni nosotros que tenemos que hacer maravillas con el sueldo corto sobrevivimos quisiera ver si cierto que ellos no cobraran sueldo mientras la situación no se empareje. Un formato de evaluación al personal de las dependencias no soluciona nada, seguirán los mismos de siempre cobrando lo mismo de siempre y lo único que causa más miedo, estrés y enojo porque de ahí no va pasar. Si realmente quiere obtener recursos o adelgazar la nómina lo hubieran hecho desde el primer día.

Espero y sea publicada estas líneas

Estamos ya cansados de que hablan de cambios y de mejor situación cuando las cosas van de mal en peor.

Les deseamos a todos Feliz Navidad que ojalá tengamos y próspero año nuevo porque tal parece que vienen aun cosas peores.

Trabajadores de SEFIPLAN.